Seguir en Facebook

Guatemala, 14 de Diciembre de 2015 (Cerigua).- El Ministerio Público (MP) informó que para el próximo 1 de febrero se tiene programado el inicio del juicio oral y público en contra de dos militares sindicados de abusar sexualmente a mujeres indígenas durante el Conflicto Armando Interno, en el caso conocido como “Sepur Zarco”.

MujeresLa Unidad de Casos Especiales del Conflicto Armado Interno de la Fiscalía de Derechos Humanos destacó que en este proceso se cuenta con pruebas invaluables de los testimonios de 11 mujeres Q’eqchi’ que fueron violadas y esclavizadas en un destacamento militar ubicado entre Alta Verapaz e Izabal.

Como parte de los medios de prueba existen informes del Ministerio de la Defensa sobre los jefes y subjefes desplazados en ambos departamentos, documentos del Archivo Histórico de la Policía Nacional y planes antisubversivos de inicios de los 80, entre otros.

Además  Expresidente Alfonso Portillo encara orden judicial que deja firme la aprobación de su extradición hacia EE.UU

Por este caso se encuentran sindicados el teniente coronel Esteelmer Francisco Reyes Girón por los delitos de asesinato y delitos contra los deberes de la humanidad en su forma de esclavitud, esclavitud doméstica y violencia sexual, así como el comisionado militar Heriberto Valdez Sig por los delitos de desaparición forzada; ambos eran los encargados del destacamento donde se cometieron las violaciones.

Según los testimonios, las víctimas eran esclavizadas por los soldados, a quienes les cocinaban y lavaban la ropa con jabón que era comprado por ellas mismas, asimismo fueron abusadas sexualmente de forma colectiva, al extremo que varias de ellas sufrieron hemorragias y enfermedades.

La Fiscalía señaló que las mujeres eran viudas a consecuencia del Conflicto Armado Interno, por ende, desprotegidas y vulnerables, situación que aprovecharon integrantes del ejército para trasladarlas al destacamento y esclavizarlas sexualmente por seis meses; los abusos se cometieron entre 1982 y 1983.

Además  Denuncian a SIT por extraviar documentos que impiden agilizar investigación contra canales de televisión nacional

Como resultado de los vejámenes sufridos, las mujeres relataron que durante los últimos 30 años han sido discriminadas por parte de los mismos pobladores, quienes las han estigmatizados, lo que las ha obligado a vivir en lugares aislados.

La fiscal Hilda Pineda aseguró que a pesar de las dificultades para individualizar a los responsables se logró determinar quién era el jefe del destacamento militar; quien se encuentra ligado a proceso y enfrentará juicio.

Los dos sindicados por este caso fueron detenidos en junio del año pasado y para lograr su aprehensión se solicitó información al Ministerio de la Defensa, que proporcionó datos parciales.

Se pudo determinar los que Girón y Valdez residían en colonias militares, para lo cual se realizó un seguimiento y vigilancia con investigadores de mucha confianza, para evitar cualquier posible vinculación con estructuras militares, señaló Pineda.

Además  Ex militar niega participación en masacre de Las Dos Erres y pide disculpas a familiares de las víctimas

Comments

comments

2 Comentarios

  1. Sigue aumentando ese tipo de gente no son nada útil para el desarrollo de nuestra sociedad, han hecho mucho, no debemos permitir su aumento.
    La información Thelma la

  2. Todo lo que dicen es mentira, muchos lo hacen solo para obtener beneficios personales, de órganos internacionales que engañan a nuestra gente ignorante, de los miembros del ejercito todo lo sacan a luz, pero y los guerrilleros?? ademas es mentira que los oficiales dieran esas ordenes de masacrar a nadie en lo personal les puedo comentar que a mi nunca me dijeron va a tal lugar y hay que acabar con fulano, siempre decían que a la población civil se le tenia que respetar incluso sus sembradíos porque a ellos debíamos y nos confiaban lo que pasa es que todo mundo quiere sacar partida de eso y para obtener ayudas, ademas porque sacar a relucir algo que ya paso, lo que nos queda es luchar porque las cosas ya no se repitan y aprender de nuestros errores y no prestarnos al juego de quienes no vivieron lo que vivio Guatemala.

Comments are closed.