Seguir en Facebook
Hilda Morales
Hilda Morales @moralesthilda

Guatemala, 11 de Noviembre de 2015 (Cerigua).- Hilda Morales, Procuradora adjunta de los Derechos Humanos (PDH) dijo a Cerigua que la violencia contra la mujer prácticamente se ha incrementado, aunque también dejó claro que hay más conocimiento de la legislación y de las instituciones que las apoyan, por lo que cada vez son más mujeres que se atreven a denunciar.

Hilda Morales
Hilda Morales Foto: @moralesthilda

Un estudio elaborado por el Sector de Mujeres, señala que el femicidio se ha convertido en Guatemala en una de las situaciones más recurrentes de violencia contra las mujeres en los últimos tiempos, a pesar de los esfuerzos del gobierno central, encaminados a reducir hechos delictivos, así como a la prevención de la violencia y la inseguridad en el país.

Además  Capturan a tres hombres por raptar y violar a una mujer

La Defensora del Pueblo destacó que hay muchísimas denuncias y hay poquísimas respuestas, porque tanto el Ministerio Público (MP) como los juzgados especializados no se dan abasto para atender los casos, en su criterio, si se compara entre denuncias presentadas y sentencias obtenidas, el índice de impunidad estaría entre un 95 y un 98 por ciento, indicó.

Sobre la trilogía de leyes, creadas a favor de las mujeres, la Ley para prevenir, sancionar y erradicar la violencia Intrafamiliar; la Ley contra el Femicido y otras formas de violencia contra la mujer, y la Ley contra la violencia sexual, explotación y trata de persona, Morales indicó que han sido útiles porque constituyen un referente legal, que las afectadas utilizan para denunciar, además de visibilizar el flagelo.

Además  Crean centro de Atención al Migrante Deportado en San Marcos

Sin embargo, la Procuradora adjunta aclaró que visibilizar no es todo; hay necesidad de prevenir la violencia contra las mujeres y esa es una asignatura pendiente de parte del Estado, porque no solo implica dictar medidas de seguridad o de protección, hay que llevarlo al plano de la educación y no solo a las escuelas y colegios legalmente establecidos, también a las universidades y a la educación no formal.

Finalmente, la Defensora detalló que, a las puertas de un nuevo gobierno, es necesario que se retome la participación de las organizaciones de la sociedad civil, en un proceso democrático, para elegir a quienes representen a las mujeres en la institucionalidad del Estado: la Secretaría Presidencial del a Mujer, la Defensoría de la Mujer Indígena y hacer que renazca la Coordinadora Nacional para la Prevención de la Violencia Intrafamiliar y contra las Mujeres, que prácticamente fue anulada durante el gobierno de Otto Pérez Molina.

Además  Inicia seminario internacional para debatir sobre protección y prevención de agresiones contra la mujer

Comments

comments

No hay comentarios