Seguir en Facebook
Cepal
Foto: CEPAL

Guatemala, 09 de Octubre de 2015 (Cerigua).- La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) advirtió que el embarazado adolescente y el trabajo doméstico son dos problemas que afectan el progreso de las adolescentes en la región e impiden que sean reales protagonistas del proceso de desarrollo sostenible con igualdad.

Cepal
Embarazo en Adolecentes Foto: CEPAL

Aunque la inclusión educativa de las adolescentes de América Latina ha mejorado, la magnitud de estos dos fenómenos vulnera el pleno ejercicio de sus derechos, señaló la oficina en un comunicado divulgado en el marco del Día Internacional de la Niña, que se celebra el 11 de octubre.

Alicia Bárcena, Secretaria Ejecutiva de la CEPAL, dijo que el compromiso de avanzar en la agenda de los derechos de las mujeres, plasmado en la Agenda de Desarrollo Sostenible, en la Plataforma de Acción de Beijing y en la Convención sobre los Derechos del Niño, se ven desafiados por las barreras que enfrentan las adolescentes en la región.

Además  Medios alternativos, fundamentales en el desarrollo de las comunidades

Datos de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) detallan que la tasa de matricula neta en la educación secundaria entre las mujeres aumentó más de nueve puntos porcentuales en una década, alcanzando el 75 por ciento en 2012, incremento superior al de los hombres, sin embargo estos logros se contraponen con la realidad que viven las niñas y adolescentes, aseguró la CEPAL.

La agencia de las Naciones Unidas señaló también que América Latina y el Caribe posee una de las tasas de fecundidad adolescente más altas del mundo, llegando a 76 nacidos vivos por cada mil mujeres entre los 15 y 19 años, lo cual demuestra el déficit regional de políticas de salud sexual y reproductiva para esta población.

Además  El Estado debe garantizar seguridad a periodistas: UNESCO

Se estima que las adolescentes comprendidas entre los 12 y 18 años que no estudian ni trabajan fuera del hogar, dedican aproximadamente 18.4 horas semanales al trabajo doméstico no remunerado; el 13 por ciento argumentó que sus compromisos maternos y con el hogar les impedía asistir a clases.

Garantizar que toda adolescente pueda vivir plenamente esa etapa, acceder en igualdad de condiciones a la educación de calidad y ejercer sus derechos es el mejor seguro para cimentar sociedades bajo la lógica de la igualdad, la inclusión social y el desarrollo sostenible, aseguró la Secretaria Ejecutiva de CEPAL.

Comments

comments

No hay comentarios