Seguir en Facebook
Justicia
Justicia

Guatemala, 01 de Julio de 2015 (Cerigua).- Las reformas a la ley electoral y de partidos políticos en Guatemala han estado en primera línea durante las últimas semanas, principalmente las que se refieren a reivindicaciones de las mujeres, planteadas por organizaciones que históricamente han demandado igualdad de derechos en materia política, entre ellas Convergencia Cívico Política y Moloj, señaló Ileana Alamilla.

JusticiaAlamilla destacó en su espacio de opinión de este miércoles, publicado en Prensa Libre, que desde hace varios lustros las mujeres han luchado por una participación incluyente y equitativa, como las polémicas cuotas, y llegaron a la conclusión que siendo la mayoría de la población y teniendo igualdad de derechos, según la Constitución Política, la exigencia debería ser por una participación paritaria, reflexión lógica al ver que en 30 años sólo se ha incrementado un 5 por ciento de participación femenina en el Congreso, por lo que sería necesario esperar 224 años para lograr la paridad parlamentaria.

Además  Primer crimen relacionado con las elecciones 2011 en Guatemala

Alamilla agregó que a estas demandas se ha incorporado la reivindicación étnica; siendo Guatemala un país multiétnico, multicultural y plurilingüe también debería corresponder que personas de esos grupos tengan posibilidad de figurar en las planillas, en igualdad de condiciones y fue así que la propuesta de modificación se presentó y se fundamentó con datos y argumentos.

A decir de la columnista, si aspiramos a construir la democracia, entendida como esa experiencia inacabada que busca el bien común, la equidad, mejores condiciones de vida para todos y rematamos esta aspiración con tener un Estado fuerte, con instituciones consolidadas, dando cumplimiento a sus funciones, equilibrando las desigualdades, respondiendo a las necesidades de la población y con un entramado legal que responda a los anhelos de equidad en la participación política, es lógico que las estructuras políticas correspondientes garanticen la participación ciudadana en igualdad de condiciones, tal como exigen las mujeres.

Además  Solo el 7.9 por ciento de nuevos ciudadanos de Guatemala se empadrona, según el Renap

La coyuntura es favorable para estas luchas, pero requiere que la clase política, que nos ha defraudado y que está desprestigiada, busque reivindicarse; ya el Tribunal Supremo Electoral incorporó en su propuesta para la reforma a la Ley Electoral y de Partidos Políticos la paridad y alternabilidad por sexo y etnia en listados de corporaciones municipales y diputaciones.

Finalmente, Alamilla concluyó que las críticas a esta reforma carecen de fundamento; las mujeres tienen datos, estadísticas, estudios y análisis para demostrar la validez de la reivindicación.

Comments

comments

No hay comentarios