Seguir en Facebook
justicia

Guatemala, 18 de Agosto de 2014 (Cerigua).- Un mandato constitucional, la aplicación de la Ley de Comisiones de Postulación y los intereses particulares de diversos grupos, han originado un verdadero embrollo en la función que deben desempeñar las citadas Comisiones, señaló Ileana Alamilla, en su columna de opinión publicada en Prensa Libre.
justiciaAlamilla comentó que casi desde que fueron integradas las Comisiones empezaron los cuestionamientos, señalamientos y acusaciones; en la mayoría de los casos demoledoras opiniones en contra de los Comisionados han sido generalizadas, con lo que se incurre en una grave injusticia con aquellos que, en acatamiento de la ley y respeto a sus funciones institucionales han dedicado su tiempo, sus conocimientos y sus aportes a un tema tan delicado y a cambio han recibido ataques a su prestigio, honorabilidad y trayectoria.

La columnista fue enfática al considerar inadmisible que, en atención a intereses de grupo, se pretenda manchar la hoja de vida de esas personalidades que ya han reaccionado a tan viles ataques; sin embargo, aclaró, eso no niega que, como en todos los conglomerados, grupos sociales o entidades, siempre haya personas que no son dignas ni deberían participar en procesos tan importantes para el país.

Además  Salario mínimo diferenciado: Ileana Alamilla

Se ha hecho una práctica en el medio la descalificación ofensiva de quienes se colocan en el ojo púbico; ni se reconocen sus cualidades, ni capacidades, simplemente si los “observados” no son afines a los intereses de tal o cual grupo, hay que darles baja, indicó Alamilla.

Elegir a quienes tendrán en sus manos la aplicación de la justicia, un pilar fundamental del Estado de Derecho, es una tarea monumental, que en muchas partes del mundo radica en manos de la clase política, señaló.

Para evitar que los políticos tuvieran en exclusiva la decisión de quienes ocupan dichos cargos se buscó un tamiz, pero resulta que en el filtro también se infiltraron; además, tradicionalmente ha habido grupos, tanto empresariales como de Abogados, que han sido los que han tenido en sus manos la “negociación” de los cargos; ahora tienen bastante competencia, pues también otros colectivos buscan colocar en puestos clave a sus propios candidatos, dijo la periodista.

Además  Laboralmente desiguales: Ileana Alamilla

A decir de Alamilla, el resultado está a la vista: pugnas y luchas de poder por quién logra colocar a sus preferidos para alcanzar sus objetivos, que son incidir en las resoluciones judiciales a favor de sus intereses, sean empresariales, mafiosos o de determinados grupos de la llamada sociedad civil; esto pone en riesgo la institucionalidad, ya de por sí debilitada, indicó.

La columnista dio la razón al padre Félix Serrano, rector de la Universidad Mesoamericana y uno de los presidentes de las Comisiones de Postulación, quien reaccionó ante el acoso al que han sido sometidas éstas; su solvencia ética y moral le permite refutar los señalamientos que indiscriminadamente se han hecho, así como señalar directamente a personas y grupos que él considera están intentando bloquear el proceso, destacó.

Además  Favorecer la justicia: Ileana Alamilla

Cierto es que hay negociaciones espurias, como las ha habido en otras ocasiones, pero la honorabilidad es un valor que las personas afectadas tienen derecho de defender; la justicia no debe estar al servicio del grupo de presión más efectivo, sino del Estado de Derecho, concluyó Alamilla.

Comments

comments

No hay comentarios