Seguir en Facebook

Guatemala, Octubre 25 del 2012 (CERIGUA).-  La ola de violencia e inseguridad que diariamente afecta a los guatemaltecos alcanzó nuevamente a un miembro de la prensa, en esta ocasión, Alberto Cardona, reportero de noticiero Guatevisión, quien fue víctima de hurto y destrozos en su automóvil, por parte de desconocidos.

Cardona relató que la tarde del último martes, pasadas las 13 horas, llegó junto con su camarógrafo a un estacionamiento contiguo al hotel Intercontinental para realizar una cobertura; unas dos horas después regreso a su vehículo y su sorpresa fue encontrarlo con destrozos y con varias de sus pertenencias robadas.

Los delincuentes hurtaron dos cámaras, una de ellas profesional, el radio del vehículo, los buffers, los amplificadores, la llanta de repuesto, un micrófono del medio y ropa del reportero; así mismo los malhechores destrozaron parte de los asientos, un neumático así como cables de la alarma, el motor y la batería con arma blanca.

El reportero comentó que junto con su compañero comenzó a investigar el incidente; una señora que labora en el estacionamiento les indicó que tenían sospechas de que las personas que cometieron el atraco se movilizaban en un Nissan Sentra color rojo.

El periodista consideró que este hecho vandálico no es producto de la delincuencia común sino producto de su trabajo; en su criterio esta es una amenaza no solo para él sino también para el noticiero.

Cardona destacó que ha recibido muestras de apoyo y solidaridad de parte de sus compañeros de trabajo así como de los directivos del medio y aunque personeros del Ministerio Público (MP) y del Ministerio de Gobernación le pidieron declaraciones acerca del suceso, no le ofrecieron ningún tipo de seguridad para su persona.

El profesional de la comunicación hizo un llamado a las autoridades correspondientes para que este hecho no quede impune como muchos otros que se han cometido contra miembros de la prensa, que en ocasiones incluso han perdido la vida.

Nuestra labor es dar a conocer a la población el diario vivir, nuestra arma es nuestro lapicero y libreta, sin embargo muchas personas toman a los periodistas como enemigos por sus publicaciones; pido protección a mi persona como a los compañeros de los diversos medios, concluyó.

Comments

comments

1 Comentario

  1. No se mueve la hoja del arbol sin la voluntad de Dios, con esto quiero decirle a este humilde trabajador que El lo protegera, si fuera conspiracion lo siguieron ademas en esos lugares hay gente que vigila, no comprendo que no tomaran en cuenta las camaras porque las hay, si no hay capturas y pronto es que se debe de hacer un analisis completo con mente limpia y buscar a gente con amor a Guatemala, porque ya no es posible que nos quedemos con los brazos cruzados. Hay que tomar en cuenta que para hacer lo que hicieron, se llevaron un tiempo y ademas tubieron que hacer presencia de ruido o personal.

Comments are closed.