Seguir en Facebook

Guatemala, Septiembre 03 del 2012 (CERIGUA).- La Oficina de Derechos Humanos del Arzobispado de Guatemala (ODHAG) reveló que entre todos los rostros de la violencia destaca la que afecta a la juventud, pues la población menor de 30 años representa un poco más del 50 por ciento del total de muertes violentas por arma de fuego y arma blanca.

De acuerdo con el documento “Informe de Avance 2012 Sobre la situación de seguridad y justicia que afecta a la juventud”, es indudable que el indicador grueso de la criminalidad sobre todo en homicidios en Guatemala, constituye un fenómeno básicamente juvenil.

Además  El Progreso. Buscan impusar proyectos de bosques energéticos

La información subraya que el país ha sido mundialmente reconocido por ser uno de los más violentos, pues la tasa de homicidios en el 2011 fue de 35 por cada cien mil habitantes.

La ODHAG destaca que los nuevos escenarios de violencia muestran un elevado nivel de delitos, especialmente contra la vida, en los que se evidencia el protagonismo de la población juvenil, quienes son los más afectados por este flagelo.

La entidad hizo un examen de los datos proporcionados por el Instituto Nacional de Ciencias Forenses (INACIF), los cuales revelan que en el primer semestre del 2012 y reveló que han fallecido de forma violenta 181 menores de 18 años, lo que representa el 60 por ciento del total de asesinatos.

Además  Himno nacional de Guatemala

Según el documento, durante el primer semestre se registraron 2 mil 166 muertes de personas entre los 13 y 29 años, de los cuales el 51 por ciento fueron cometidas con arma de fuego, lo que demuestra que el riesgo de las y los jóvenes de ser víctima de morir violentamente en Guatemala es alto.

La ODHAG advirtió que la distribución geográfica de la violencia relacionada a la juventud no está correlacionada a la pobreza, tampoco a la población indígena, pues Baja Verapaz, Sololá, Quiché y Totonicapán son los departamentos que registraron menor porcentaje de asesinatos de jóvenes y el que presenta los mayores números de hechos es el departamento de Guatemala.

Además  Alta Verapaz. ONG contribuye a evitar muertes maternas

Finalmente, la entidad agregó que las políticas, planes y proyectos orientados a la prevención de todas las formas de violencia deben necesariamente partir por resaltar los vínculos entre las problemáticas estructurales y la violencia y partir de soluciones estructurales.

Comments

comments

1 Comentario

  1. Todo esto es provocado por la pobreza y esta es por no crecer y no ser autosuficiente, esto crea hacinamiento y el posible acercamiento a cualquier droga, tienen razon al decir que los crimenes se dan en las areas urbanas, es donde hay necesidad de protagonismo, pertenencia y se puede satisfacer personalmente. La concentracion tambien da oportunidad a sexo irresponsable, superpoblacion y centros de pertenencia bagre, ademas los politiqueros se adhieren a estas comunidades porque aqui tienen su poder, no llegan a ayudar solo a soliviantar para su conveniencia. Guatemala necesita cambio sino perece.

Comments are closed.