Seguir en Facebook

Guatemala, Agosto 31 del 2012 (CERIGUA).- Los embarazos y partos en niñas y adolescentes son un tema que preocupa a la población guatemalteca; diversos sectores han subrayado la necesidad de accionar de forma urgente para su prevención y erradicación.


Leonor Calderón, representante en Guatemala del Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA), calificó la situación como alarmante, pues el 25 por ciento del total de partos se reportan en menores de edad, lo que significa que es un tema que requiere atención urgente.

Según la funcionaria internacional, los seis primeros meses del año el Observatorio en Salud Reproductiva (OSAR) reportó que un mil 448 niñas y adolescentes fueron madres, de ellas 11 de 10 años de edad, lo que significa que tuvieron un embarazo a los nueve años, una situación inaceptable.

Además  Se entrega Víctor Hugo Soto Diéguez

Calderón indicó que se debe tomar en cuenta que en Guatemala un embarazo en menores de 14 años constituye un delito, sin embargo de los mil 448 casos de partos que existen únicamente se cuenta con tres denuncias en el Ministerio Público por violencia sexual.

La titular del UNFPA en este país dijo que la eliminación de la impunidad en los casos de violación sexual, es un punto clave para la erradicación de los embarazos prematuros.

Por su parte, Ninfa Alarcón, de la Oficina de Derechos Humanos del Arzobispado (ODHAG), comentó que en el XV Informe de la Situación de la Niñez y Adolescencia en Guatemala 2011, presentado por la entidad, se analiza la situación de los embarazos en niñas y adolescentes.

Además  Naciones Unidas exhorta a emitir normativa que regule acceso de los pueblos indígenas a radio frecuencias

De acuerdo con Alarcón es preocupante que en el país se reporten 95 partos diarios en personas de 10 a 18 años de edad, situación que debe ser atendida de urgencia.

La relatora especial de las Naciones Unidas sobre la venta de niños, la prostitución de niños y la pornografía implicando niños, Najat Maalla M’jid, en su reciente visita a Guatemala expresó su preocupación por el alto número de niñas madres, ya que esto sólo puede ser resultado de abusos sexuales intrafamiliares y de la ausencia de una educación sexual.

Finalmente, la experta internacional, la falta de promoción de una educación integral en sexualidad no permite informar a la niñez guatemalteca sobre los riesgos inherentes de las relaciones sexuales y de los embarazos precoces, además subrayó la ausencia de denuncias por agresiones sexuales en menores de edad a causa de la falta de protección que las víctimas reciben del sistema de justicia.

Además  Derechos humanos de las mujeres indígenas, una asignatura pendiente: UNFPA

Los últimos datos demuestran que los embarazos en niñas y adolescentes son un fenómeno y un problema de salud pública que afecta a toda América Latina, el que se ha convertido en el segundo continente, después de África, donde se reportan los más altos índices.

Comments

comments

No hay comentarios