Seguir en Facebook

Guatemala, Marzo del 2012 (CERIGUA).- Tras caminar 216 kilómetros durante nueve días, dos delegaciones de organizaciones campesinas y comunidades de todo el país se reunieron con Magistrados del Organismo Judicial y diputados al Congreso para reclamar el cese de desalojos y la aprobación de una Ley de Desarrollo Rural, entre otras demandas, mientras que cientos de campesinos se congregaron frente al Legislativo en espera de respuestas.

Decenas de labriegos de los departamentos de Huehuetenango, Chimaltenango, Chiquimula y Guatemala se integraron a la marcha que inició en Cobán, Alta Verapaz, el pasado martes 20 de marzo y que tiene como propósito principal exigir al Estado el cese de desalojos, la condonación de una deuda agraria por Q300 millones y manifestar rechazo a múltiples proyectos mineros a lo ancho y largo del país, que se implementan sin el consentimiento de las comunidades.

Además  Plataforma Agraria calificó como una "farsa" el lanzamiento de Política de Desarrollo Rural

Cerca del medio día la comitiva de mujeres campesinas, ancianas, ancianos, hombres y jóvenes, acompañados de algunos estudiantes y observadores nacionales e internacionales llegaron al Congreso de la República, donde Daniel Pascual, dirigente del Comité de Unidad Campesina (CUC) informó que una delegación entraría al Legislativo a dialogar con la Junta Directiva y los jefes de bloque y pedir la aprobación de una Ley de Desarrollo Rural.

Simultáneamente otra comisión se dirigió al Organismo Judicial para pedir el cese de desalojos y de las órdenes de captura en contra de líderes campesinos en “San Miguel Ixtahuacán, Río Dulce, Petén, en el área ixil, en la zona reina y Santa María Xalapán”, señaló Pascual, quien dijo que el gobierno debe dejarse de “payasadas” y aprobar la referida iniciativa, lo que fue ovacionado por los labriegos.

Además  Campesinos de Laguna del Tigre rechazan vinculación con el narcotráfico

Un campesino de la aldea Las Flores, de Jocotán, Chiquimula, quien no quiso dar su nombre, manifestó que se unieron a la marcha desde hace cinco días para manifestarse en contra de la construcción de una hidroeléctrica en su municipio; señaló que no han sido consultados sobre este proyecto.

Diego Pérez, de Lomas Altas, Chimaltenango se quejó de que no tienen un salario justo y que los precios de la canasta básica son muy altos, en tanto que “el abono está caro”; destacó que los jornaleros ganan Q30 por día; el salario mínimo establecido para el sector agrícola es de Q68 al día (cerca de nueve dólares).

Además  La única forma de hacernos escuchar es con medidas de hecho, asegura dirigente del CUC

Miembros del Consejo Ecuménico de Guatemala (CEG) también se hicieron presentes para manifestar su solidaridad con los campesinos y respaldaron sus demandas y peticiones del cese de desalojos y la persecución de líderes y lideresas campesinos a la vez que pidieron a las autoridades escuchar las demandas de los labriegos.

Se espera que en horas de la tarde las delegaciones se reúnan con el presidente Otto Pérez Molina y una delegación de alto nivel conformada por el comisionado presidencial para el Desarrollo Rural, Adrián Zapata, el secretario de Asuntos Agrarios de la Presidencia, Élmer López y Miguel Ángel Balcárcel, comisionado presidencial para el Diálogo.

Comments

comments

1 Comentario

  1. Solo dare tips: Capacidad de organizacion, logistica y economia, unos dicen que no los toman en cuenta y otros que son millones de perdidas y los dos tienen razon, alguien dijo que era la cancion de la democracia, otros esos malditos comunistas, otros hambreadores del pueblo. Bien para mientras el pueblo se esta acostumbrando a gaseosas acidas, tortrix y los campesinos abandonando los campos, los diputados en fiestas politiqueras, los niños frenta al televisor o gameball en entrenamiento para ser diputados gerentes o presidentes, los religiosos inventando formas para atraer adeptos, en fin ?

Comments are closed.