Seguir en Facebook
Óscar Arias
El presidente de Costa Rica, Óscar Arias, reconoció que le "encantaría" llegar a ser secretario general de la Organización de las Naciones Unidas. EFE/Archivo

San José, 9 feb (EFE).- El presidente de Costa Rica, Óscar Arias, afirmó hoy que cuando finalice su Gobierno, el 8 de mayo, se dedicará a descansar, no aceptará más premios internacionales y no continuará en la política, al menos en su país, aunque por el momento tampoco contempla otras opciones en el exterior.

Óscar Arias
El presidente de Costa Rica, Óscar Arias, reconoció que le "encantaría" llegar a ser secretario general de la Organización de las Naciones Unidas. EFE/Archivo

“Alguien me sugirió que si quería ser secretario general de la OEA y le dije que no. Le di mi apoyo a (José Miguel) Insulza”, declaró Arias en una entrevista con la emisora local Radio Monumental.

Un poco más distendido y alejado de los temas políticos, Arias, de 69 años y dos veces presidente de Costa Rica (1986-1990 y 2006-2010) expresó que cuando finalice su actual administración se dedicará a descansar, a leer libros y escuchar su música favorita, con lo que pondrá fin a su vida política.

Además  Renuncia el embajador de Costa Rica en Venezuela

“Mi respuestas es sí, por lo menos en la vida política doméstica”, dijo, al ser preguntado si se separará de la vida pública como político.

El presidente costarricense reconoció que le “encantaría” llegar a ser secretario general de la Organización de las Naciones Unidas, pero aseguró que tiene “el veto de los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad” (Estados Unidos, Francia, Gran Bretaña, China y Rusia).
Según Arias, este veto se debe a que durante su periodo como miembro no permanente del Consejo de Seguridad (2008-2009), Costa Rica luchó por la disminución del gasto militar y “eso le toca el bolsillo a los cinco miembros permanentes”.
“Estoy convencido de que la peor inversión, las más perversa, es gastar en armas y soldados en lugar de salud, educación e infraestructura”, apuntó el mandatario costarricense y Premio Nobel de la Paz 1987.

Además  Corte Suprema rechaza un recurso contra mina de oro en Costa Rica

Además, dijo que no aceptará más premios internacionales ni dictará tantas conferencias para no viajar en exceso.
“Espero que mi vida no sea igual a la que viví de 1990 a 2003, en la que siempre sentía que si una universidad conocida me ofrecía un doctorado ‘honoris causa’ estaba en la obligación de aceptarlo porque era un poco feo y poco honroso decirles que no”, manifestó.

“Entonces acepté todos y colecté unos 50 doctorados ‘honoris causa’ y yo no quiero seguir viajando así, tres veces al mes, y hacer discursos a cada rato”, añadió.

Arias comentó que en los últimos días ha recibido más de 25 invitaciones para asistir a eventos internacionales después de su Gobierno.
“Todas las he rechazado (…) quiero descansar más, hacer las cosas que me apasionan y estar en mi país más tiempo”, dijo.
“Yo ya no quiero más premios, ya tengo suficientes y no quiero seguir viajando”, sostuvo, al explicar que había rechazado un reconocimiento por parte de la organización empresarial Council of the Americas.

Además  Advierten la presencia de carteles mexicanos de la droga en Costa Rica

Arias, divorciado y con dos hijos adultos, dijo que entre sus planes inmediatos no figura casarse con su actual novia, pero tampoco descartó esa posibilidad porque “dependerá de lo que me dicte el corazón”.

El próximo 8 de mayo el mandatario entregará el poder a Laura Chinchilla, su ex vicepresidenta y la primera mujer en la historia del país centroamericano en ocupar la silla presidencial.

Comments

comments

No hay comentarios